TURRÓN BLANDO DE ALMENDRAS

Todos sabemos que la Navidad es un época de celebraciones y excesos y está bien que nos relajemos un poco y nos permitamos disfrutar. Pero a menudo los dulces navideños son productos procesados, con grasas hidrogenadas, harinas refinadas, llenos de azúcar blanco y un gran listado de ingredientes impronunciables de baja calidad. A lo mejor te preguntas ¿pero es posible disfrutar de postres deliciosos, nutritivos y saludables en Navidad? Sí, es posible y además están deliciosos y son muy nutritivos.

Para empezar te muestro cómo adaptar uno de los dulces más habituales de estas fechas, el turrón blando o de Xixona. La receta original comercializada lleva mucha cantidad de azúcares refinados, almidones, además de clara de huevo (que a algunos os provoca intolerancia), así que he simplificado al máximo ésta receta tradicional, minimizando el contenido en miel cruda y aumentando el de almendras para conseguir restarle aporte de azúcares dejando un postre igual de delicioso. Las almendras son de nuestros almendros y la miel es cruda y sin procesar la recolectan en mi familia, esta es su empresa Apícola Rossend Margalef. Si quieres saber más sobre la miel consulta el siguiente post que escribí para la revista Soy como como.

Sólo dos ingredientes para tu turrón Navideño ¡vamos allá!

Ingredientes:

· 300 g de almendras
· 70 – 80 g de miel cruda y líquida

Procedimiento:

1. Tostar las almendras crudas y peladas al horno. Hornea unos 8 minutos a 170º sin aire. Remuévelas a los 8 minutos y después las puedes dejar 5 minutos más hasta que cambien de color a un ligero dorado.
2. Triturar 200 g de estas almendras hasta justo antes que se conviertan en crema. Verás que si presionas esta masa queda compacta.
3. Ahora tritura el resto de las almendras justo hasta antes que queden en polvo, puedes dejar algún trocito más grande que le dará un toque más crujiente al turrón.
4. Una vez tengas las dos, mézclalas y añade los 70 g de miel. Intégralo todo bien y pásalo al molde.
5. Primero añade la mitad de la masa de forma que se quede compacta, una vez lo tengas añade el resto de la masa y continúa con el mismo procedimiento. Es importante que quede bien compacto porqué de esto va a depender la textura del turrón.
6. Una vez esté el molde lleno cubre con film transparente para que no se seque la masa. Añade peso y déjalo unas 24 horas a la nevera.

 

Disfruta en familia del turrón tradicional con ingredientes de la máxima calidad

 

2 Comentarios
  • Monica Maijo
    Escrito el 07:49h, 25 noviembre Responder

    Aquest nadal la provaré de fer. Es pot afegir dàtils enlloc de mel, o la textura serà millor amb la mel?

    Gràcies Dunia

    • Dúnia Mulet
      Escrito el 10:30h, 26 noviembre Responder

      Bones Mònica! Doncs no ho he provat la veritat! suposo que sí que ha de quedar genial amb dàtils només tingues en compte que si et costa fer massa potser ho provaría amb fent abans un caramel de dàtils que tingui una textura similar a la mel per assegurar-te que la massa queda ben homogènia, ja m’expliques que tal els experiments! 😉

Escribe un comentario