HAMBURGUESA DE SALMÓN Y BRÓCOLI AL TOQUE DE SALVIA (SIN HUEVO)

 

Dos lomos de salmón descongelados en la nevera.

La visión de simplemente hacerlos a la plancha no era un buen plan para mi, tenía la sensación que me quedarían secos y me apetecía hacer algo diferente, jugoso y que fuera muy confortfood.

Me vino a la cabeza cocinar una quiche de salmón y brócoli con la masa de nuestro súper ebook de Panes y masas sin gluten pero al final he decidido que no porqué la clara del huevo no me sienta muy bien según mis sensaciones y tal y como ha verificado mi kinesióloga.

Así que le di una vuelta, miré lo que tenía en la nevera y al final se me ocurrieron estas hamburguesas sin huevo que han quedado brutales.

Y como lo bueno y delicioso hay que compartirlo, aquí tienes este recetón. Te va a dar trabajo para unos 20-25 minutos de preparación, 1-2 horas de reposo y luego solo cocinarlas en la sartén.

Si tienes un ratito vale la pena ponerse manos a la masa, el resultado te va a enamorar.

Yo las he hecho al toque de salvia porqué tenemos un montón de fresca en casa y me encanta pero puedes utilizar cualquier otra hierba aromática como perejil, cilantro u orégano o obviar esta parte, aunque las hierbas aromáticas siempre son un plus muy interesante.

Al lío.

LA RECETA

Ingredientes:

· 300g de salmón (más o menos un par de filetes grandes)

· 200 g de brócoli

· 100g de patata hervida (o boniato)

· 1 C de semillas de chía

· 1 C de semillas de lino

· 3-4 dientes de ajo (opcional, no lo consumas si no te sienta bien)

· 10-12 hojas de salvia (opcional, puedes utilizar otras aromáticas como orégano, cilantro o perejil).

· Sal  marina, pimienta negra y aove

 

Preparación:

1. Remojar 1 C de semillas de lino y 1C de semillas de chía en 8 Cucharadas soperas de agua. Así crearemos una especie de moco gelatinoso con las semillas que nos servirá de «huevo» vegetal para poder ligar las hamburguesas. Es importante que hagas esto antes de empezar con todo para que mientras se remojen bien (unos 15-20min como mínimo).

2. Separar la piel del salmón y procesa el salmón (en una procesadora o batidora de vaso) o desmenúzalo, yo he usado la batidora de mano. Y he cortado la piel del salmón a chachitos pequeños para añadirla luego a la masa (no la pongas dentro de la batidora). Si no quieres entretenerte a cortar la piel puedes descartarla o darla de comer a tus felinos 😉

2. Pon el brócoli limpio en arbolitos pequeños en la procesadora y bate hasta conseguir textura de cuscús.

3. Lamina el ajo y dóralo junto con las hojas de salvia picadas en un sartén con aove. Después de un par de minutos añade el cuscús de brócoli y cocina unos 5 minutos más o hasta que veas que empieza a coger un ligero color doradito.

4. Mezcla el salmón desmenuzado con el brócoli salteado y añade la patata hervida (yo como siempre tengo alguna en la nevera he aprovechado para desmenuzar una patata prebiótica), la desmenuzo con las manos, simplemente estrujándola.

5. Añade sal y pimienta negra a la masa y mezcla bien.

5. A continuación añade a la masa la mezcla de semillas de lino y chía que remojadas que habrán hecho una especie de moco parecido a la clara de huevo y mézclalo todo bien con la ayuda de una espátula o con las manos.

6. Deja reposar la masa en la nevera 1-2 horas ya sea en el bol o en un molde de hamburguesas bien prensadas. Como el que he usado yo, puedes revisar la foto:

 

Antes de que preguntéis, he buscado por internet y no he encontrado en ningún sitio este molde disponible, sorry

7. Antes de cocinarlas yo les he añadido unas hojitas de salvia extra para decorar.

8. Cocinar en la sartén con un chorrito de aove, empezando por la parte donde no están las hojitas 3/4 partes del tiempo y terminar girándolas para cocinar 1/4 parte del timpo por la parte donde están las hojitas.

Puedes acompañarlas de una mayonesa casero, aguacate o salsa de cilantro y comerlas en el plato o con nuestro pan de hamburguesa sin gluten.

Y ¡a disfrutar!

Estoy segura de que os can a encantar si os probáis de cocinarlas con otros ingredientes como boniato en vez de patata, coliflor en vez de brócoli u con otro pescado podéis comentar por aquí si os apetece así todas vamos anotando posibles ideas a partir de las mismas cantidades.

Si quieres más recetas antiinflamatorias de otoño y menú semanal para que no te falten ideas puedes revisar nuestro Ebook Alimentación Antiinflamatoria para las cuatro estaciones.

No hay comentarios

Escribe un comentario