CHIPS DE COLES DE BRUSELAS

 

¿No te gustan las coles de bruselas? ¿Estas segura? Pues prepárate estas chips al horno y descubrirás todo su potencial ¡Están tremendamente deliciosas! Antes las hacía salteadas, pero al horno pasan a ser definitivamente como más me gustan.

Curiosidades… se conoce la existencia de las coles de Bruselas desde la antigua Roma aunque reciben su nombre de la zona donde se empezaron a conrear a gran escala, las regiones centrales de Bélgica. De allí se distribuyó el conreo hacia Países Bajos y el norte de Europa ya que es una de las verduras que mejor resiste el frío del invierno.

Nutricionalmente es una verdura que pertenece a la familia de las crucíferas, donde se encuentran todo tipo de coles, como el repollo, la coliflor, el colinabo, etc. La familia de las coles es reconocida por ser un alimento que ayuda a prevenir la aparición de tumores cancerosos. Hay estudios que sugieren que las personas que comen habitualmente coles tienen índices más bajos de esta enfermedad, como por ejemplo en el cáncer de vejiga.

Esto es a causa de una serie de componentes con fuerte potencial antioxidante que estimulan las funciones del hígado como son: los carotenoides, la clorofila y los glucosinolatos. Concretamente las coles de bruselas son ricas en vitamina A, C y K. También son ricas en  minerales como el manganeso, el potasio, ácido fólico (200 mcg por ración, la mitad de la dosis recomendada en embarazo) y hierro y una buena fuente de fibras.

Ahora que ya sabes lo interesantes que son nutricionalmente puede que te lances a consumir un poco más de estas coles en miniatura que siempre se han asociado a olores un tanto fuertes si se sobrecocinan hervidas ¡En chips te van a encantar!

Esta es una estupenda forma de empezar a consumirlas, a continuación la receta:

INGREDIENTES:

– 600g de coles de Bruselas

– picada de ajo y perejil

– aove, sal marina, pimienta negra y cúrcuma

PREPARACIÓN:

1. Sacar las primeras 2 o 3 hojas de las coles, cortar el rabo de abajo (si tiene) y cortar cada col en 3-4 láminas, dependiendo del tamaño.

2. Colocamos papel de cocinar en una bandeja de horno y esparcimos las coles a láminas.

3. Salpimentamos, añadimos la picada de ajo y perejil, un buen chorro de AOVE y cúrcuma al gusto.

4. Mezclamos con las manos bien para que se impregnen de las especies y el aceite.

5. Cocemos al horno unos 10-15 min a 180 °

Y ya tienes un plato de chips de coles deliciosas, se comen con una sola mano (como las patatas chips) y con muchos más beneficios para tu salud. Te propongo aprovechar la temporada de las coles de bruselas reconciliándote con ellas y por supuesto ¡disfrutándolas!

Contraindicaciones de su consumo: no se recomiendan en caso de SIBO, digestiones lentas, meteorismo y problemas de la tiroides (uso moderado según cada caso y bien cocinadas).

No hay comentarios

Escribe un comentario